La empresa celebra sus quince años acompañando a sus clientes en todas sus etapas.
La empresa especializada en nutrición animal, Cladan S.A, está cumpliendo quince años en el mercado, cuando inició sus actividades, en el año 2002, de la mano de Daniel Cardona, Presidente de Cladan, era una empresa puramente familiar y con tan solo cuatro empleados, en la actualidad se convirtió en una sólida y competitiva empresa con más de 100 empleados especializados, dos naves de producción, un laboratorio propio y granjas experimentales que la posicionaron entre sus clientes como una compañía innovadora y confiable.
Al respecto comentó Karen De Carvalho, Administradora de Compras de Cladan:  “Hoy podemos hablar de innovación y tener un Departamento de Investigación y Desarrollo, todo viene de la mano del pensar de Cladan como una empresa de primera línea. El concepto de empresa “familiar” proviene del capital humano pero aquello no quiere decir que no pueda comportarse como una empresa multinacional ”.

La empresa logró diferenciarse por el gran valor agregado que ofrece al brindar un servicio más que un producto, esa es la misión de Cladan, ofrecer a sus clientes un producto que vaya de la mano con un servicio integrado en la nutrición, prevención, bioseguridad y sanidad en las granjas. El foco está puesto en el cliente y sus necesidades y es por ello que cuentan con un experimentado equipo técnico y comercial en cada área. “Todos trabajamos para el cliente. Es una cadena de valor, donde todos les brindamos las herramientas a nuestro equipo comercial para que salga con el mejor producto y puedan ir tranquilos a brindar el servicio y acompañar al cliente”, recalcó Karen y agregó: “Cladan nació con el servicio, siempre se distinguió por eso, nosotros nunca vendimos solo un producto, sino que este siempre fue de la mano de un servicio, lo nuestro siempre fue el servicio acompañando al producto”.
La ejecutiva argumenta que Cardona visionó este valor diferencial de Cladan desde sus inicios y hoy la empresa lo puede llevar a cabo porque posee un laboratorio propio, compra productos de primera línea, los cuales son avalados por aquel, además cuentan con sus propias granjas experimentales, es decir, ellos mismos se encargan de testear todos los productos para que luego sus clientes se sientan realmente seguros de lo que están comprando.

Actualmente y en el marco de sus quince años de trayectoria en el mercado argentino de la nutrición animal Cladan sigue invirtiendo en una nueva nave de producción y sigue apostando a sus empleados como la fortaleza de su crecimiento, más allá de la incorporación de nuevas generaciones “millennials” la empresa mantiene con fuerte arraigo a sus empleados que la acompañaron desde su fundación y fueron testigos de los grandes cambios.
El 90 por ciento de Cladan es el capital humano, creo que las empresas las hacen las personas y sobre todo, nosotros dependemos de nuestros clientes  y ellos lo ven, saben que hay una persona y un servicio detrás de la empresa. Conocer a sus dueños marca mucho la diferencia, tanto para quienes estamos desde sus inicios como para los más recientes.Tenemos pasantes en el área administrativa y en la granja experimental, tener una oportunidad así a veces es complicado y que la empresa pueda brindarles es muy bueno. Yo cada día elijo seguir trabajando en Cladan.” Explicó como cierre De Carvalho.